Un turista norteamericano fue a Egipto para visitar un hombre sabio. Luego de preguntar por él y llegar a su casa, se da cuenta que vive en una habitación con una cama, una mesa y una silla.

-¿Dónde están tus muebles? preguntó el turista.

-¿Dónde están los tuyos? le preguntó el sabio.

-Pues yo no los cargo; estoy de viaje, de paso. Contestó el turista.

-Yo también estoy de paso, contestó el sabio.

(Contado por el Padre Andrés de la Iglesia Católica de La Gomera, Escuintla)

Anuncios